11 de julio de 2012

THE AMAZING SPIDER-MAN (2012)







Diez años después de que Sam Raimi llevara por fin al hombre araña al cine con éxito nos ha llegado esta nueva película dirigida por Marc Webb que reinicia la franquicia y que será el preámbulo de una nueva trilogía sobre el arácnido.

Siendo solo un niño, Peter Parker fue dejado al cuidado de sus tíos, Ben y May Parker (Martin Sheen y Sally Field) por sus padres, quienes se ven obligados a huir de una misteriosa amenaza. Años después, Peter es ya un adolescente (Andrew Garfield) que malvive en un instituto donde sufre los abusos de Flash Thompson (Chris Zylka). Se ha criado con sus tíos, que lo han tratado muy bien, aunque siempre ha querido averiguar que les ocurrió a sus padres, quienes murieron en un accidente de avión después de dejarle a él con sus tíos. Sus investigaciones le llevan a descubrir que su padre trabajaba junto a un científico llamado Curt Connors (Rhys Ifans) en un importante proyecto. Este trabaja en Industrias Oscorp, donde también trabaja Gwen Stacy (Emma Stone), una compañera de instituto por la que se siente atraído.

Tras infiltrarse en la empresa, Peter sigue a un misterioso tipo (Irrfan Khan), llegando a una enorme sala llena de arañas. Una de ellas se escapa y llega a picarle en el cuello, haciendo que su cuerpo sufra varios cambios, adquiriendo habilidades propias de una araña. Después, tras una discusión con su tío, se marcha de casa y, cuando su tío sale a buscarle, es asesinado por un atracador al que, poco antes, dejó huir en una tienda a pesar de haberle visto robando. Peter está decidido a vengar a su tío, pero solo tiene una pista sobre él: una estrella tatuada en la muñeca. Esto le hace fabricarse un disfraz con el que salir a la calle en busca de delincuentes buscando al asesino de su tío. Al mismo tiempo, contacta con el doctor Connors, a quién ayuda en sus investigaciones genéticas. Sin embargo, esto traerá peligrosas consecuencias.

Pongámonos en antecedentes.

Tras la brillante Spiderman (2002) y la lograda Spiderman 2 (2004), la saga se encontraba en un punto muerto tras Spiderman 3 (2007), la cual fue un enorme éxito de taquilla, pero sus resultados cinematográficos dejaron bastante que desear y terminó cabreando a muchos fans. Esto se debió, principalmente, a un distanciamiento entra Sam Raimi y los productores, quienes no paraban de discrepar –sobre todo, en el asunto de los villanos –, poniéndose en entredicho la realización de una cuarta entrega planeada para 2011.

Finalmente, todo parecía ir bien. Raimi y los productores habían resuelto sus diferencias y se había puesto en marcha Spiderman 4 con Raimi en la dirección, Tobey Maguire y Kirsten Dunts de nuevo en los papeles principales y con El buitre y la Gata Negra como villanos con John Malkovich y Rachel McAdams como principales candidatos para interpretarlos.

Pero todo era una ilusión. Las discrepancias entre Raimi y los productores volvieron a surgir y una serie de problemas, como varias reescrituras del guión y retrasos en los efectos especiales, pusieron en grabes apuros a la producción.

Esto hizo que Sony Pictures hiciera borrón y cuenta nueva y decidiera reiniciar la franquicia con un nuevo director (Marc Webb) y nuevos protagonistas, como el casi desconocido Andrew Garfield dando vida al superheroe aracnido.

Así nació este The Amazing Spider-Man que nos ocupa, una gran superproducción que ha costado 230 millones de dólares y que ha día de hoy lleva recaudados 137 millones en EEUU y 201 millones en el resto del mundo, haciendo un total de 338 millones de dólares; muy buenas cifras, aunque por debajo de lo esperado. La crítica, mientras, la ha recibido con opiniones muy variadas; desde los que dicen que es una película muy buena, superior a las películas de Raimi, hasta los que dicen que es un film de lo mas fallido.

¿Y que opino yo de este film?

Antes de comenzar, quiero dejar clara una cosa. Mi opinión es totalmente sincera y, para nada, viene influenciada por las películas de Sam Raimi. Al igual que hay mucho fanáticos de Tim Burton que arremeten contra el Batman de Christopher Nolan, también están surgiendo fanáticos de Raimi que están arremetiendo contra esta película. Yo, desde luego, por mucho que me gustó el Spiderman de Raimi, me distancio de esta gente y voy dar mi opinión sobre lo que me ha parecido este film.

A mi me encanta Spiderman; sin duda, mi superheroe favorito junto con Batman. La película de Sam Raimi –la primera –me encanta, como ya he dicho, y está entre mis adaptaciones de cómic favoritas. Aunque se cambian cosas con respecto a los cómics, era una adaptación muy fiel y de lo mas lograda. Es cierto que esta nueva película la he esperado con cierto recelo, ya que me ha parecido algo innecesario que reinicien la franquicia tan pronto. Es cierto que a la saga le hacía falta un nuevo aire, pero eso se lo podrían haber dado con una cuarta entrega renovada, con un nuevo director –alguien competente, no como Joel Schumacher –y nuevos guionistas.

Pero, aún así, tenía intención de dar a esta película una oportunidad y, creedme, si me hubiera gustado mas que la película de Raimi, lo diría a las claras, sin ningún tapujo.

Dejando esto claro, paso a decir que la película, como fan de Spiderman que soy, me ha gustado, pero no me ha entusiasmado, como lo hizo en su día la película de Raimi, y me ha decepcionado un poco. Y es que la película tiene sus cosas buenas y sus cosas malas, de las cuales voy a hablar ahora.

Comienzo por las cosas buenas.

Tecnicamente, la película es brillante. Está muy bien dirigida, los efectos especiales son excelentes, el diseño de producción está de lo mas logrado, las escenas de acción son brutales y fantásticas y el 3D funciona muy bien.

Luego está el aspecto interpretativo, donde la película también aprueba con nota.

Andrew Garfield lo hace muy bien y resulta un muy creíble Peter Parker y un muy convincente Spiderman; no me atrevo a decir si es mejor o peor que Tobey Maguire porque, como ocurre con los Jokers de Jack Nicholson y Heath Ledger, los dos interpretan a dos personajes que, aún siendo el mismo, son muy diferentes entre si. Emma Stone está fantástica como Gwen Stacy –aunque un tanto desaprovechada –. Martin Sheen y Sally Field hacen un muy buen trabajo como tíos de Peter y, aunque se les ve poco, Campbell Scott y Embeth Davidtz lo hacen muy bien como padres del héroe. Rhys Ifans hace un estupendo trabajo como el doctor Curt Connors -del Lagarto ya hablaré mas adelante -y Denis Leary está bastante correcto como el capitán Stacy, padre de Gwen.

Como adaptación, aunque se titule The Amazing Spider-Man, la película se inspira mas en los cómics ultimate; a diferencia de Raimi, que se basó mas en los cómics clásicos. Como ocurre siempre, se cambian cosas con respecto a los cómics, aunque logra mantenerse en todo momento fiel a estos.

Ahora vamos con las cosas malas.

No hay duda de que la película se ha hecho teniendo muy en cuenta a Batman Begins. Cuando, nada mas empezar, me encuentro con el protagonista de niño jugando al escondite en seguida me vino a la mente la escena de inicio del film de Christopher Nolan. Además, la película es mucho mas seria y oscura y se mantiene fiel a los cómics en varios aspectos en los que el film de Raimi se tomaba libertades; por ejemplo, aquí el protagonista se fabrica tiradores para lanzar telarañas en lugar de segregarlas él mismo y aquí Gwen Stacy no es el segundo plato de Peter Parker, como ocurrió enSpiderman 3.

No les estoy acusando de copiones; todo lo contrario, me alegra ver que el Batman de Nolan está creado escuela. El problema es que, por mucho que intente emularle, Marc Webb no es Christopher Nolan y hace falta mucho mas que hacer la película mas seria y oscura que sus predecesoras para llegar a la brillantez de Batman Begins y The Dark Knight.

Luego está el hecho de que la película cuenta cosas que ya hemos visto y, salvo la subtrama de los padres, no nos aporta nada nuevo; todo lo contrario que Nolan en su Batman. Deberían haber planteado la película de otra manera, con Peter Parker ya convertido en Spiderman y contando a través de flashbacks como adquirió los poderes y creó a su alter ego. Porque, la verdad, todo esto está contado en el film de forma chapucera.

La escena de la picadura de la araña está muy bien, hay no tengo nada que objetar. Pero las escenas posteriores en las que va experimentando sus poderes las encontré bastante torpes y forzadas, además de algo ridículas. El asesinato del tío Ben está muy logrado y es de lo mas impactante, pero las escenas posteriores a él las encontré muy frías y sin sentimiento. En el film de Raimi, cuando Peter volvía a casa y la tía May se abrazaba a él en un plano magistral o el desolador entierro de los padres de Bruce Wayne en Batman Begins son escenas magistrales que me dejaron una gran impresión. Aquí, en cambio, todo pasa sin pena ni gloria y da la sensación de que el asesinato del tío Ben, tan importante en la historia de Spiderman, aquí parece tener poco peso.

Luego tenemos que hay cosas que no son aprovechadas en el guión como deberían. Como la relación entre Peter y Gwen, la cual no termina de arrancar a pesar de la química entre ambos actores, o el personaje de tía May, que aquí tiene una presencia de lo mas anodina, comparable a la del comisario Gordon en los films de Batman de Tim Burton y Joel Schumacher. Tampoco la parte correspondiente a Flash Thompson termina de cuajar del todo.

Aunque, el gran problema de la película es, sin duda, su villano.

El Lagarto está muy bien hecho técnicamente, pero su diseño no termina de convencerme. No voy a ocultar que yo hubiera preferido que El Lagarto tuviera un aspecto mas monstruoso en lugar de un aspecto mas humanoide, como ocurre en el film. Muchos lo justifican diciendo que en los primeros cómics El Lagarto tenía un aspecto mas humano, cosa que es cierta. Sin embargo, ese no es el problema. Lo que ocurre es que, si os fijáis, el cuerpo y la cabeza del personaje contrastan mucho. Esa cabeza humanoide que le han puesto no pega nada con el cuerpo enorme que tiene, mas acorde con un lagarto mas monstruoso.

Esto me trae a la cabeza esas imágenes que se filtraron del Comic-Con de San Diego del año pasado, donde podía apreciarse a un Lagarto de morro largo y aspecto mas monstruoso que poco se parece al de este film. En un principio, cuando salieron imágenes posteriores con un aspecto humanoide, creí que el personaje iba a pasar por varias fases de transformación. Mi impresión ahora es que El Lagarto iba a tener un aspecto monstruoso al principio pero, a última hora, decidieron cambiarlo por un Lagarto mas humanoide pero, por falta de tiempo, solo le cambiaron la cabeza, dando como resultado una chapuza.

Desde luego, a mi este Lagarto no me ha gustado nada. Incluso el traje que le ponen al Duende Verde en el film de Raimi –uno de los errores de aquel film –resulta menos desagradable que esto.

Resumiendo.

La película es buena, tanto como adaptación de cómic como película en si. Es entretenida, está bien filmada, tiene buenas interpretaciones, escenas de acción muy logradas y efectos especiales muy buenos. Sin embargo, le falta mucho para ser una película memorable y carece de un villano en condiciones. Ese es mi diagnóstico.


Sam Raimi puede estar tranquilo, ya que su Spiderman aún no ha sido superado. Tan solo a la tercera de sus películas logra superar este film; a la segunda no consigue alcanzarla y se queda a años luz de la primera.




7 comentarios:

Pancho dijo...

Muy bueno tu análisis, si bien la película la fuí a ver con muy pocas expectativas, por tanto no la encontré mala, pero tampoco una obra maestra como para lanzar cohetes, y no la iría a ver de nuevo al cine, pero si la encontré entretenida y salí muuy contento por como se retrató a spiderman, las 2 primeras películas de raimi me gustaron (a diferencia de casi todo el mundo, mas 1 que la 2), de hecho me entretuve mas con esas 2 que con esta última, pero jamás me pudo gustar maguire como spiderman (muy afeminado), ahora por primera vez sentí realmente haber estado viendo a spiderman en la patalla grande, hasta en el mas mínimo detalle, como por ejemplo su voz, de hecho la voz de andrew se parecía muuucho a la voz que tiene spiderman en los juegos arcade de Capcom, me recordó mucho a ese spiderman, como he visto por ahí Tobey era un actor que se vestía de Spiderman, pero Andrew era Spiderman. Realmente no sabría decir si era necesario un reboot como tal, pero este cambio del spiderman de maguire al de garfield si que lo era, y lo otro necesario es que esta vez traten la saga de Venom como se merece, y no como ese engendro que resultó ser spiderman 3, espero que gracias a este reboot por lo menos se logre aquello, para que tenga mas sentido este reinicio, saludos.

AXA dijo...

Me alegra ver a alguien que, como yo, piensa que la primera de Raimi es la mejor. La segunda también es muy buena, pero yo la encuentro inferior a la primera. Eso si, todos coincidimos en que la tercera es la peor; incluso peor que este reboot, el cual es bueno, pero muy innecesario.

Pancho dijo...

Si, la segunda de Raimi es buena, pero como la primera no hay ninguna. Ahora, no sé si el remake fué taan innecesario como planteas, como decía antes yo creo que no por 2 razones, primero que era muy necesario cambiar al tieso spiderman de tobey maguirre, por este de andrew, por fin le hacen justicia a lo que es spiderman en esencia, fué impagable la escena (en esta nueva película) en la que atrapa al ladrón que le sacaba el cuchillo, jaja, como me reí con eso. Segundo, creo que es muy necesario que arreglen la basura que hicieron en la tercera película, toda la saga del simbionte (a muuuchos nos gusta esa saga que lamentablemente vimos totalmente ultrajada en la tercera película), y la única forma de hacer aquello era con un reboot, por tanto si hacen eso, o si los planes apuntan por ese lado, le encuentro todo el sentido del mundo a este reinicio, pero eso no puede ser en la segunda, como mínimo lo podrían hacer en la tercera parte. Solo espero (aunque dudo mucho que ocurra) que para la segunda película no repitan villanos como al duende o dr. optopus, porque ahí si que las comparaciones son inevitables, y aunque no me guste el anterior spiderman, las 2 primeras películas de Raimi en la que aparecían estos villanos, dejaron la vara muy alta, sobretodo la primera. Pero a pesar de que este reboot no estuvo al nivel de las primeras de Raimi, creo que va muy bien encaminado este spiderman para una futura entrega, creo que la base de este super heroe quedó muy bien instalada, como me ocurrió con Batman de Nolan, que la primera me dejó un poco frío (buena de todas maneras), pero la segunda ya con Batman introducido pudieron ahondar en otros temas y me voló la cabeza de lo buena que era :)

AXA dijo...

Es cierto que la saga de Raimi pedía un cambio a gritos después de la tercera, pero contar de nuevo la historia, aunque lo hayan hecho de manera diferente, no me parece muy acertado. Creo que esta película deberían haberla planteado como El Increíble Hulk o Punisher: War Zone, como si fuera la secuela de un film inexistente.

Mucho me temo que, al menos El Duende Verde, va a salir en la secuela o en la tercera entrega. Y, desde luego, lo va a tener difícil con el que interpretó Willen Dafoe, el cual era un villano excelente a pesar de que su traje no era el mas acertado.

Pancho dijo...

Se me hace un poco complicado compararla con Hulk, puesto que a pesar de que la película tenga un tono diferente el héroe es el mismo, en cambio Spiderman cambia mucho uno de otro, por tanto se vería mas raro un borrón y cuenta nueva de la nada, pero la comparación con The Punisher me parece bastante buena, de hecho aquí ocurre un caso parecido en que el personaje cambia completamente en comparación al anterior y simplemente las lagunas las rellenan con flashbacks, el de hecho el como pierde a su familia según los flashback ya se acercan mucho mas al comic que aquella fantasía que nos plantearon en la primera, en ese caso también hubiese sido factible como decías antes haber llenado de flashbacks este peli de spiderman para explicar su surgimiento y tal vez eso habría bastado, pero insisto que a pesar de no ser muy buena esta peli le tengo mucha fé a su posible secuela, porque las bases por lo menos me parece que quedaron bien plasmadas, como el inicio de algo no me parece mal, incluso me atreveria a pensar que la secuela si la centran en un buen villano (y si no le ponen un traje de power ranger , jaja) y nos dan una historia interesante podría superar fácilmente a la primera de Raimi, ya nos ha quedado mas que demostrado (como en dark knight por ejm) que el villano es la mitad o mas para que la peli sea buena, de hecho creo que aunque el inicio se hubiera contado con flashbacks (que también creo que habría ayudado mucho al ritmo de la peli) igual no sería tan buena, puesto que me parece que el villano fué un gran problema, a pesar de que el actor lo hizo sumamente bien en su interpretación, cuando se convierte no tiene ese carisma que tenía el duende verde o el doctor octopus (a la 3 ni me refiero) además de la mala digitalización del mismo. Lo único atrayente de la peli era este nuevo spiderman, por lo menos para mí, fué lo único que no me hizo encontrarla mala, así que con un buen villano será una mas que excelente secuela, de eso estoy segura :)

Pancho dijo...

jajaja, quise decir seguro...

Juan Pablo Ortega Muñoz dijo...

Hola, Perdón comentar tarde pero da igual... Primero quiero aclarar que estoy de acuerdo en todo lo que dijiste, pero a mi me parece injusto el hecho de que Spiderman 3 sea inferior, me explico; Spider-Man al igual que con Superman en el cine, ha sido un heroe que ha sido infantilizado para ganar más dinero y seguidores. Está adaptación me demostró que a pesar de tener ridiculeces, esta a la altura de la primera y que el único problema es el villano en si, por ejemplo, no sabemos caso nada de él y al parecer ni siquiera tiene familia, es sólo como un científico loco que se vuelve más loco. Bueno, eso es todo lo que pienso.